Comenzamos un nuevo curso en "La redacción con los blogs". La gran mayoría de las nuevas entradas están pensadas para personas con un nivel consolidado de expresión escrita e hipertextual. Hemos de ir superándonos poco a poco, somos tiempo, evolución, transformación, novedad y viento. Bienvenidos a la nueva temporada 2010/2011


La redacción con los blogs encierra un plan de redacción. ¿Por qué con los blogs? ¿Y por qué no? Los blogs representan “internet sin esfuerzo”, internet al alcance de todos.
Y esa gran facilidad de manejo es la que me ha llevado a desarrollar este plan de redacción con los blogs. Los principales contenidos del área de lengua y las características esenciales de los blogs se asocian en este plan de redacción. El contenido y la herramienta. La palabra y su medio de difusión. En el pasado escribir y leer era cosa de papel y bolígrafo. Luego fue cosa de ordenador y procesador de textos. Ahora la alfabetización consiste en manejar, adecuadamente, las Tecnologías de la Información y de la Comunicación (TIC).
Se ha producido un error en este gadget.

lunes, 1 de noviembre de 2010

Instrucciones para disfrutar de un buen menú




El problema será el postre. O quizás no. Quizás un buen postre en consonancia con estos dos platos de pollo que vamos a preparar, puede ser un flan de huevo hecho en casa, con esos huequitos que le quedan que indican que está en su punto.

De primero tendremos una sopa de pollo (recetas de sopa) . Fácil de hacer siguiendo las instrucciones. Rehogamos, en una cucharada de aceite, una cebolla bien picada con un diente o dos de ajo bien laminados, añadimos el caldo de pollo que previamente habríamos hecho con un par de carcasas y alguna zanahoria, de forma proporcional, y a esperar a que hierva.También podemos potenciar su sabor con una porción de concentrado de caldo. Le añadimos los fideos del grosor que más nos gusten y esperamos de nuevo el tiempo que nos indique el envase de los mismos. Ajustamos la sal a nuestro gusto y ya la tenemos. ¿Qué habremos tardado, 15 minutos?

De segundo pechugas de pollo con bechamel. Me encantan. Basta con tener cortadas las pechugas bien finas. Cogemos dos trozos de la misma medida y entre ellos colocamos un par de cucharadas (de postre) de bechamel espesita. La bechamel la tendremos ya desde el día anterior en el que por ejemplo habríamos hecho unos canelones y nos habría sobrado. (En la cocina hay que ser previsor). Repetimos la operación con todos los trozos que tenemos disponibles. Se pasan por harina, huevo y pan rallado y se fríen. Las acompañamos con un buen carpaccio de tomate. Como dice aquél, hemos triunfado.


Ahora tú. No te pido las instrucciones que Julio Cortázar nos dio para subir unas escaleras pero sí que hagas un buen texto elaborado, cuidado, meticuloso, personal (sin pasarse) ... ¿Qué nos preparas hoy para comer? ¿Tienes alguna idea? Sabes elaborar un texto secuencial de forma cohesionada y coherente. ¿Eres capaz de escoger el tono comunicativo adecuado a la situación?

Que se vea. Que se vea qué menú nos preparas.

48 comentarios:

  1. Como plato único y contundente, y sobre todo a mi me encanta, un cocido. Es muy fácil, sólo hay que hacerlo con paciencia y sin prisa. Se ponen garbanzos de buena calidad en remojo, la noche anterior. Tambien debe desalarse el tocino. Y ya está, al día siguiente se madruga pues va a estar cociendo varias horas, y en una olla grande se va templando agua para echar los garbanzos ya remojados. Sólo hay que añadir los demás ingredientes, que son, carne de morcillo o de falda, o las dos a la vez, unos chorizos unas morcillas, el tocino, un hueso de jamon, un hueso de rodilla, y la gallina. Estará cociendo todo junto hasta que los garbanzos estén muy tiernos y entonces se le añadiran unas zanahorias y las patatas. Listo, ahora sólo hay que hacer la sopa con el caldo, y servir los garbanzos con el acompañamiento. Es muy aconsejable preparar repollo para que lo acompañe. Sólo hay que cocerlo, escurrirlo y sofreirlo con un ajito.
    El postre puede ser simplemente fruta.

    ResponderEliminar
  2. Para disfrutar de un menú, en mi caso, partiré de que a mi me encanta la pasta. Así que de primero haría un buen plato de pasta, espagueti por ejemplo, con una salsa de quesos echa de la siguiente manera: coges distintos tipos de quesos, a tu gusto, los cortas a trocitos y los pones en una paella con crema de leche. Con poco tiempo tienes un delicioso entrante y consistente. De segundo plato lomo a la plancha con ensalada, aliñada con aceite. Y finalmente, de postre, un flan de vainilla, ya que tiene un toque dulce, típico de los postres. Y así seria para mí un buen menú equilibrado, vigilando con las cantidades para no pasarse ya que es muy completo. Otro truco para disfrutar de un buen menú es que hay que tener bastante hambre, seguro que te habrás dado cuenta de que cuando tienes hambre te gusta más todo...

    ResponderEliminar
  3. Un buen menú en invierno puede empezarse con una sopa bien caliente, sencilla de realizar y muy apetitosa.
    Un segundo plato ideal para un día frío como estos podría ser un buen pollo a la plancha acompañado de unas deliciosas patatas fritas; también sencillo, pero muy apetitoso.
    Un buen menú sin un postre no tiene sentido; para terminar dulcemente un aperitivo no puede haber otra cosa que unas crepes de chocolate. Tan solo es necesario mezclar leche, aceite, azúcar, más tarde añadir un poco de harina, mezclando suavemente la mezcla sin que se formen grumos. Una vez realizado esto se debe dejar reposar con paciencia la mezcla. Después de la espera se coloca en una sartén para poder hacer las masas de la crepe. Una vez tostada la masa en finas laminas se le añade chocolate y se dobla con delicadeza, terminando así un plato sencillo y delicioso.
    Y para terminar, el ingrediente que no puede faltar para disfrutar de todo: las ganas de probarlo!

    ResponderEliminar
  4. Seguramente a alguien no le gustara, pero comerse un plato de tallarines a la carbonara puede ser, para algunos, un placer muy grande. Así que empezaremos, ponemos agua en un cazo con una pastilla “avecrem”, y esperamos a que hierva. Mientras en una sartén, freímos un poco de beicon sin aceite ni nada hasta que queden bien doraditos. El agua seguramente ya estará hirviendo, así que ponemos los tallarines en el cazo para que se hagan. Seguimos con la salsa. Después de dorar el beicon en una sartén, echamos dos potes de nata líquida para cocina en la misma, sin dejar de remover, un poco de queso rallado para que la salsa espese, removemos, echamos, al gusto un poco de pimienta negra, removemos y retiramos. Los tallarines seguramente ya estarán listos, probamos uno y dejamos más o menos tiempo, según nos guste. Los escurrimos y dejamos a parte. Al fin podemos servirlos de distinta manera: una podría ser poner los tallarines en un plato y echar la salsa encima, o bien, en el cazo mismo donde hemos hecho los tallarines, echamos, una vez escurridos, los tallarines y después la salsa, removemos y servimos. Como este plato ya llena lo suficiente quizá con un poco de fruta o algo ligero de postres ya tendremos suficiente. Buen provecho!

    ResponderEliminar
  5. ORIOL SALA HERNANDEZ
    En mi menú favorito el plato que seguro que no faltaría son unos macarrones con tomate. Para realizar este plato empezaremos por colocar el agua a calentar, añadiremos un poco de aceite y la sal al gusto de cada uno. Una vez el agua esta hirviendo pondremos la cantidad de macarrones deseada dentro de la cazuela a fuego medio entre cinco y diez minutos.
    Cuando la pasta este lista, la cogemos y la ponemos a escurrir, y en la cazuela ya vacía añadiremos el tomate a fuego lento, cuando empiece a estar caliente echamos el tomate encima de los macarrones y removemos para que el tomate llegue a todas partes. Después ya tendremos un plato rico en hidratos de carbono listo para comer.

    ResponderEliminar
  6. ¿Que puede ser mejor que un buen plato de canelones de jamón, queso y choclo un mediodía cualquiera?
    Comenzaremos preparando 24 “panqueques” para poder luego rellenarlos con lo que diremos a continuación.
    Primero cortaremos el queso en 18 pequeños rectángulos, igual que el jamón. Después saltearemos la cebolla en una sartén (no muy grande) para poder darle un toque más delicioso. Mezclaremos todo y agregaremos salsa blanca y queso, si puede ser un queso italiano mucho mejor. En una fuente enmantecada, que luego irá a la mesa, pondremos salsa blanca y una pequeña capa de salsa de tomate, encima los canelones y nuevamente lo cubriremos con salsa blanca (esta salsa puede variar según el gusto de cada persona).
    Para darle el toque final, los espolvorearemos con queso rallado y lo salpicaremos con trocitos de manteca, para luego gratinarlos en el horno.
    Ahora toca comerlos, y disfrutar de un exquisito plato de canelones!


    Tamara Soria

    ResponderEliminar
  7. ¿Que puede ser mejor que un buen plato de canelones de jamón, queso y choclo un mediodía cualquiera?
    Comenzaremos preparando 24 “panqueques” para poder luego rellenarlos con lo que diremos a continuación.
    Primero cortaremos el queso en 18 pequeños rectángulos, igual que el jamón. Después saltearemos la cebolla en una sartén (no muy grande) para poder darle un toque más delicioso. Pondremos un poquito de choclo y lo mezclaremos todo, agregaremos salsa blanca y queso, si puede ser un queso italiano mucho mejor. En una fuente enmantecada, que luego irá a la mesa, pondremos salsa blanca y una pequeña capa de salsa de tomate, encima los canelones y nuevamente lo cubriremos con salsa blanca (esta salsa puede variar según el gusto de cada persona).
    Para darle el toque final, los espolvorearemos con queso rallado y lo salpicaremos con trocitos de manteca, para luego gratinarlos en el horno.
    Ahora toca comerlos, y disfrutar de un exquisito plato de canelones!


    Tamara Soria ( el anterior no es, es este!!)

    ResponderEliminar
  8. En un buen menú no puede faltar, según mi gusto, una ensalada de primer plato; es un plato muy sencillo de preparar, ligero y muy bueno. Este plato puede tener muchas combinaciones ya que cada uno puede añadir sus propios ingredientes según sus gustos. Primero cogeremos una lechuga y la ponderemos en remojo durantes unos 5 minutos (más o menos) cortaremos las hojas de la lechuga en una bandeja o un plato individual. Podemos combinar distintos tipos de lechuga como por ejemplo escarola y endibia. Posteriormente añadimos todos los ingredientes que queramos como huevo cocido, todo tipo de frutas (mandarina, aguacate.. ) atún, queso de cabra, tomate bien maduro, frutos secos, zanahoria, aceitunas, pepinillos... podemos hacer una gran combinación de sabores y alimentos. Finalmente solo falta aliñarla con un poco de sal, aceite y vinagre. Y con estos sencillos y rápidos pasos ya tenemos un plato muy fácil de preparar, muy sano y apetitoso.

    ResponderEliminar
  9. El mejor almuerzo seria un sabrosísimo asado de ternera i chancho; El truco esta en primero encender bien el fuego, ni ramas, ni hojas ni nada parecido...simplemente una buena estructura de carbón formada de manera piramidal contra una de las esquinas de la parrilla, lo importante es llegar a crear el corazón del fuego, en el fondo de la montaña de carbón alcanzándolo con una hoja de periódico como mecha para llegar al inhóspito lugar donde se concede el corazón del fuego.
    Después solo es poner las costillas, anchas, nunca finas, es la clave para hallar el manjar más jugoso y así disfrutarlo más en tu paladar, luego poner la molleja, el vacío, los chinchulines, morcilla negra, chorizo, costillas pero esta vez de cerdo, son para mi los mejores cortes de carne que nunca deben faltar en un buen asado. Hace falta asar hasta que este dorado por fuera, y algo rojo por dentro, me gusta la carne algo cruda, me gusta que la vaca diga mu, que el cerdo diga oinc...
    Como acompañamiento una buena ensalada de lechuga, tomate y cebolla, otra con tomate, huevo, y choclo, y la última con papas, huevo y mayonesa, creo que eso nunca puede fallar.
    Y uno de los ingredientes más importantes que nunca puede faltar es una buena compañia en la mesa, ya sea amigos o família, así siempre se disfruta más.

    ResponderEliminar
  10. Este comentario ha sido eliminado por el autor.

    ResponderEliminar
  11. Para mí, un plato que es sencillo y muy bueno, es el arroz con salsa de tomate y dos huevos con queso. Este plato no cuesta nada de hacer y realmente está muy bueno. Primero se debe empezar preparado el arroz, un rato antes porque es lo que más tarda. Para eso debemos poner a agua en una olla y cuanto este hirviendo añadir el arroz, una tacita de café para cada persona, y esperar veinte minutos (ni uno más ni uno menos) y ya tienes el arroz listo. Solo le falta la salsa de tomate Solís, si no tienes nada mejor que hacer te puedes dedicar a hacer tu mismo el sofrito, pero hay que decir que las del súper están muy buenas!
    Ahora solo queda freír los huevos i justo cuando se empiezan a queda blancos es cuando debes poner por encima los trozos que queso, el que más te guste para que se deshaga i quede finalizado mi plato favorito.

    ResponderEliminar
  12. Hoy el menú no va a ser algo normal como por ejemplo unos espaguetis, una sopa o una ensalada.

    De primero tenemos hojaldres rellenos de salsa carbonara, muy fáciles y prácticos de hacer, y además exquisitos. Para preparar la salsa necesitamos beicon, el cual troceamos y freímos en una sartén sin aceite. Entonces añadimos nata líquida y la dejamos cocer para que ésta coja el sabor del beicon. Una vez hecho esto, añadimos queso parmesano y batimos dos huevos, que posteriormente añadimos a la salsa. Finalmente, añadimos un puñadito de sal y pimienta para dar ese toque final y después, ya podemos rellenar los hojaldres con la salsa carbonara.

    De segundo, un jugoso y tierno entrecot al roquefort. Para preparar la salsa roquefort, necesitamos mantequilla y queso roquefort, los cuales colocamos en un cazo al baño maría y los derretimos lentamente mientras removemos, hasta obtener una crema untuosa. Para la carne, necesitamos lomos de buey, los cuales untamos con aceite y freímos en una sartén muy caliente. Para acompañar, unas patatas a lo pobre. Una vez cortadas en rodajas, las cocemos y finalmente, las salpimentamos y salteamos con aceite caliente.

    Y de postre ya para acabar, unas exquisitas y afrodisíacas trufas con nata, que podemos comprar en cualquier chocolatería y añadir después nata montada.

    ResponderEliminar
  13. Me gusta comer con el alma. Ni con los ojos ni con el paladar, asique todo depende de mi estado de ánimo. Pueden ponerme el más exquisito manjar delante de los ojos o uno que huela maravillosamente bien y me quedaré con un sencillo arroz primavera con unas supremas doradas con rocío vegetal y abundante limón. Para preparar el arroz procedo igual que si escribiera un poema: coloco dos cucharadas de aceite en una olla y le agrego una pequeña cebollita cortada en fina juliana, una zanahoria chica igualmente rebanada, medio pimiento también cortado fino y una taza de arroz. Todo esto para dos porciones. Enciendo la cocina y con cuchara de madera voy removiendo el arroz hasta que las verduras se cocinen. Luego agrego dos tazas de caldo de verduras, una mínima cantidad de sal y dejo cocer hasta que el agua desaparezca. Listo para degustar. Obviamente debe estar acompañado por un budín de pan hecho con 3/4 kg. de pan del día anterior descascarado, previamente mojado en leche y escurrido. Luego lo mezclo con media docena de huevos, una taza de azúcar, ralladura de un limón, media taza de nueces y un puñado de pasas de uvas sultaninas. Coloco la mezcla en un molde redondo de aluminio acaramelado y lo llevo a horno bien caliente por espacio de una hora y media. Podemos acompañarlo con crema chantilly o con caramelo líquido. !El manjar de los dioses!

    ResponderEliminar
  14. Óscar Rosales

    No hay mejor cosa que completar un buen menú con el plato más dulce. Mi receta tratará de cómo hacer un helado de tiramisú. Para comenzar necesitamos los siguientes ingredientes: 8 galletas maría, 1 vaso de leche desnatada, 1 cucharilla de nescafé, 4 cucharadas de brandy (aguardiente), 3 huevos, 8 cucharadas de edulcorante, 2 terrinas de philadelphia, chocolate rallado y cacao en polvo.
    La receta se comienza triturando las galletas en la leche con la mitad del edulcorante y cocer cinco minutos. A continuación retirar del fuego y añadir el nescafé, el brandy y el chocolate rallado (a voluntad).
    Batir las yemas con el resto del edulcorante hasta que estén espumosas, añadir el queso philadelphia y seguir batiendo hasta que este bien integrado. Montar las claras a punto de nieve e incorporarlas a la mezcla anterior con movimientos envolventes. Poner en el molde una capa de crema de galletas, encima, otra de crema de queso y alternar hasta terminar los ingredientes. Para finalizar guardar en el congelador hasta que se endurezca. Antes de servirlo espolvorear con cacao.

    ResponderEliminar
  15. Nada mejor que pastel de queso con base crujiente, delicioso y exquisito, con una cobertura perfecta de mermelada. se prepara de la siguiente forma: se compra 400g de queso fresco sin sal, 20 galletas Maria, 50 gramos de mantequilla, 125 gramos de leche condensada, 75 gramos de azúcar, 2 huevos y mermelada de fresa.
    se pican las galletas hasta que quede una fina capa de galleta triturada, la mezclas con la mantequilla derretida, no liquida, lo juntas y lo amasijas como base en el molde, creando una base regular y fina. Luego mezclas en un bol aparte el queso, los 2 huevos, la leche condensada y el azúcar, y lo viertes encima de la base de galleta en el molde. calientas el horno a 180 grados, y cuando esté caliente lo introduces 20 minutos, hasta que la superficie esté dorada y el interior cremoso, no liquido. lo sacas del horno y lo dejas enfriar, lo cubres de mermelada y, ya puedes servirlo.
    un postre maravilloso que le permitirá quedar como un señor cada vez que tenga visita.

    ResponderEliminar
  16. Ayer, pase la tarde desmigando un pan de pueblo, de esos de tahona, que ya llevaba tres o cuatro días en la despensa, asentao que se dice, y lo deje reposar en un barreño, goteado con agua y vino blanco, pero sin llegar a bañarlo, solo dándole un toque de rocío mañanero.
    Enciendo la hoguera, con troncos de encina y olivo, que dan un toque de ahumado y la leña me aguanta hasta el final del plato; pongo la cacerola en lo alto del trébedes y un chorrito abundante de oro liquido de mi tierra, Jaén, tierra de olivos y aceituneros. Cuando este caliente, le añado unos dientes de ajo, sin pelar siquiera, choricito y morcilla de Cazorla, que tienen unos embutidos estos serranos... mmm..., un poquito de tocinito, y una vez que canten y bailen en la perola, doraditos y crujientes, los aparto.
    Añado a este mismo aceite, unos pimientos , de esos que son carnosos, y dan esperanza con su color, se sofríen un poquito y se apartan también.
    En el aceitito que he sofreído los embutidos y las verduras, que ya ha tomado un color especial, y un aroma que no se puede aguantar de rico, echo poquito a poco las migas de pan, y con paciencia y una buena espumadera, paso los minutos rehogando y dando vueltas a esos trocitos de pan, que no llegan a ser mayores que dados de póker, estos se van engurruñiendo, y tostando, perdiendo la humedad, pero sin quedar secos, y cuando ya están sueltecitas las migas, y mi brazo dolorido de dar vueltas, aparto del fuego, que ya casi son brasas, y derramo sobre las migas los embutidos, ajos, pimientos, y remuevo un poquito. En la mesa me esperan todos, con cuchara o tenedor, según cada uno, y llevo el perol, con un platito de rabanitos pelados, que son buen acompañamiento y realzan el sabor de este antiguo plato de pastores. ¡Salud para el brindis y buen provecho¡

    ResponderEliminar
  17. Yulen Ramos

    No soy muy buen cocinero, como mucho un pequeño aprendiz que está aprendiendo a cocinar gratamente la vida. He estado pensando en diferentes recetas y platos que me gustan y que estaría encantado de compartir con todos, pero igual peco de ser algo típico con eso de que me alegraría simplemente al ver un plato de pasta cada día en la mesa. Así que si a nadie le importa aquí dejo un menú, igual algo inusual, pero que cada vez que lo pruebo se me hace la boca agua.

    Menú para una vida con colorante:
    1. No dudes de lo que eres ni de lo que sientes (100 Kilos)
    2. Disfruta cada instante como si fuera el último (más de una docena)
    3. No estás solo por más aislado que te sientas (un puñado de un grosor bastante exagerado)
    4. Miente si hace falta; la vida no está hecha para ser regalada (3/4)
    5. Sonríe siempre que puedas (batirlo dos veces)
    6. Siéntete único y prepárate para serlo (licuarlo)
    7. No vivas por vivir, vive por un sueño, vive por tu sueño (gratinarlo)
    8. Guíate por tus ideales y sólo quédate con los consejos de quien te aprecia (retirar del fuego)
    9. Que no te pisen. Tu no pises a los demás. Pisa bien fuerte al caminar (un mojón de nata)
    10. Jamás te rindas (espolvorearlo con una pizca de azucar)
    11. Sopla por si quema

    De acompañamiento: Estar con la persona a la que quieres

    Está muy rico, creedme.

    ResponderEliminar
  18. si de resaltar sabores se trata, la cocina chilena atrae con manjares virtuosos y condimentados: comenzaremos con la empanada de pino. sofreir varias cebollas, con la carne molida posta negra) agregar comino,ajo, aliño completo, cocer a fuego lento. mientras tanto prepara la masa, con dos kilos de harina, manteca y sal. revolver hasta que la masa este compacta. cortar en pedazos y luego con el uslero formar circulos. cuando ya el pino este listo, rellenar las masas y agregar pedazos de huevo cocido y aceitunas. cerrar la masa y colocar en el horno hasta que la masa se dore. acompañar con vino tinto y buena compañía

    ResponderEliminar
  19. Comer se ha convertido en una actividad placentera para el ser humano. A parte de servirte como fuente de energía, comer lo que te gusta te puede llegar a producir una gran satisfacción . En mí caso, al gustarme prácticamente todo escogeré un menú sencillo, práctico, rico y muy mediterráneo. Para empezar una rica y fresca ensalada verde, con tomates, nueces y queso fresco. Primero limpiaremos y cortaremos la lechuga y la pondremos en un bol. A continuación cortaremos los tomates y el queso y cogeremos unas cuantas nueces y lo verteremos todo en el bol. Finalmente haremos una deliciosa salsa vinagreta con vinagre de módena,aceite, sal y pimienta y la echaremos en la ensalada. Con una cuchara removeremos la ensalada para que la vinagreta empape bien toda la ensalada y quede bien jugosa. Para complementar podemos echar aceitunas.
    De segundo simplemente cogeremos una rebanada de pan de payes y la untaremos con un tomate bien maduro, aceite y una pizca de sal con un trozo de butifarra hecha en las brasas lentamente.
    I por último un buen postre podría ser un trozo de tarta de chocolate, para añadir un toque dulce.
    Un menú exquisito ,para mi gusto, para salir a comerlo al campo y con una buena compañía.

    ResponderEliminar
  20. Menú:
    Primero de todo empezaremos preparando unos entrantes. Para prepararlos necesitaremos un surtido de embutidos ibéricos (de primera calidad), un buen pan de payés, unos tomates bien maduros, aceite de oliva extra y sal. La elaboración será simple: primero sacaremos del envoltorio los embutidos y los cortaremos en rodajas, cogeremos una plata grande y los colaremos bien puestos en esta. Después cogeremos otra plata y allí pondremos el pan. Cortaremos los tomates, lo untaremos, y le echaremos un aceite de oliva y la sal al gusto de cada uno.
    De primer plato prepararemos una rica ensalada con muchas vitaminas y minerales. Para prepararla necesitaremos una serie de verduras: lechuga, pepino, zanahoria, remolacha, cebolla, tomate y aceitunas. También necesitaremos aceite de oliva, vinagre si se desea, sal y queso fresco. Para elaborarla, lavaremos bien las verduras y las pelaremos siempre que sea necesario. Seguidamente las cortaremos en pequeños trozos y los iremos colocando en un plato, en el orden que se prefiera. Finalmente le añadiremos el aceite y la sal al gusto de cada persona y un toque exquisito de queso fresco para finalizar el plato.
    De segundo plato prepararemos 3 trozos de pollo rebozados con patatas fritas. Para ello necesitaremos 3 trozos de pollo, harina, huevos, sal, aceite de girasol y patatas. Primero cogeremos dos huevos y los batiremos con una pizca de sal. Seguidamente prepararemos la harina en un plato aparte, cogeremos un trozo de pollo lo untaremos con los dos huevos batidos y los rebozaremos con harina. Cogeremos una paella, le echaremos aceite de girasol y le añadiremos el pollo y lo dejaremos a fuego medio con cuidado de que no nos salte el aceite al freír y lo dejaremos rebozar hasta que quede con un toque de color marrón perfecto. Seguidamente cogeremos las patatas, las lavaremos, las pelaremos y las cortaremos al gusto de cada uno. Las añadiremos a la paella con aceite de girasol y a fuego lento las iremos friendo hasta que nos queden bien crujientes. Lo pondremos todo en un plato y ya estará listo para comer.
    Finalmente para el postre, prepararemos unas nueces con nata. Para elaborar el postre necesitaremos, nueces peladas, nata montada y azúcar si se desea. Cogeremos un platito y lo llenaremos de nata montada, seguidamente le añadiremos por encima las nueces (unas 10 por plato) y si se desea le echaremos un poquito de azúcar por encima.
    Aquí tenemos el menú del día, fácil de elaborar y muy apetitoso. Que aproveche.

    ResponderEliminar
  21. Receta para los sueños


    Báñate con agua de rosas a la medianoche
    y recibe la luz de la luna directamente sobre
    tu corazón, mientras tomas una infusión de yerbabuena con
    toronjil aromatizada con canela y trocitos de manzana roja.
    Acuéstate con la fotografía de la persona amada bajo la almohada,
    acerca a tu cabecera un florero de cristal con un poco de agua
    y flores rosadas y amarillas.
    Tendrás bellos sueños donde te besará y te dirá que te ama.
    Amanecerás con una sonrisa en los labios
    y la certeza de que eres la bienamada.

    ResponderEliminar
  22. Júlia Alonso:

    Para mí una exquisita cena es, sin duda, una simple tortilla con bechamel y salsa de tomate. El olor inconfundible de este magnífico plato me lleva a eses fines de semana en casa de mis abuelos. Con asombro e ilusión observaba esas manos un poco desgastadas por los años, esa sonrisa perfecta y esos ojos llenos de historias. Y sin ningún esfuerzo mi abuela convertía una cena normal y sin lujos en una cena deliciosa y suculenta.
    La gracia de este plato es que no tiene secreto. Primero batimos los huevos hasta conseguir una mezcla homogénea entre yema y clara, luego con paciencia preparamos una riquísima bechamel, mezclando harina con mantequilla que hemos calentado previamente, luego con paciencia echamos leche y una pizca de sal, y vamos removiendo hasta conseguir una mezcla densa. Ponemos el huevo batido a la sartén y suavemente dejamos caer la bechamel encima, luego como si de una crepe de tratara plegamos la tortilla, quedando rellena de bechamel, al cabo de unos minutos ya estará al punto. Una vez en el plato, ya podemos echar por encima una calentita salsa de tomate. Ya como he dicho y se puede comprobar es un plato sin secretos, sencillo y por supuesto riquísimo. Pero aún falta el ingrediente final, que hace que este plato sea único y especial: el amor de una abuela.

    ResponderEliminar
  23. En los días especiales no puedo evitar preparar un simple bizcocho de limón, se que a simple vista puede parecer poco pero es un bonito detalle que además esta muy rico. Entonces, empecemos con la receta!
    Cogemos un cuenco en el que echaremos un yogur natural, seguido de dos huevos. A continuación usando el envase del yogur lo rellenaremos dos veces de azúcar y la iremos echando en el mismo cuenco, sin olvidar de batirlo con un batidor de barillas con mucha suavidad. Seguidamente (siempre usando el envase del yogur) añadiremos uno de aceite, y luego tres de harina bien tamizada y ya para terminar con la mezcla los mezclaremos con un sobre de levadura. Finalmente rallaremos un limón y echaremos las ralladuras en el cuenco y una vez todo bien batido lo pondremos en el horno a 180ª durante veinte minutos.
    Es una receta bien sencilla y muy gustosa. Una vez el bizcocho este cocido se puede añadir "Nocilla" o mermelada por en encima o por dentro, como se prefiera.

    ResponderEliminar
  24. Estíbaliz Jurado:
    Ya se acercan los días festivos y los días de celebración; y que mejor manera de deleitar a nuestros invitados y familiares con un buen postre; entre tantas delicias a escoger he decido hacer la recetas de las “Tartaletas de frutas i crema de limón”. Es una receta sencilla y de preparación rápida, para ésta necesitaremos los siguientes ingredientes (cantidades para 4 personas):
    - 8 tartaletas de pasta brisa.
    - Frutas variadas (al gusto de los comensales): cerezas, moras, melocotón, piña, mango, papaya…
    - Para la crema de limón: 2huevos, 200 g de azúcar, 60 g de mantequilla y 2 limones.
    Una vez tenemos todos los ingredientes, el primer paso es hacer la crema de limón: batir los huevos con la mantequilla reblandecida y el azúcar. Añadir la ralladura y el zumo de limón, continuar batiendo hasta que quede todo bien unido.
    Colocar un cazo al fuego, batiendo continuadamente hasta que se espese, pero sin que llegue a hervir. Retirar el cazo del fuego y dejar enfriar.
    Una vez frio, rellenar el fondo de las tartaletas con esta crema de limón, terminar de decorar con las frutas previamente cortadas en pequeños trozos. Para finalizar: pintar la superficie de la tartaleta con un poco del almíbar sobrante de las frutas.
    Esta receta contiene un importante contenido de zumo de limón lo cual nos aporta mucha vitamina C, esto hace que sea un complemento diurético ideal para las comidas muy cargadas o de difícil digestión.

    ResponderEliminar
  25. Jorge Moraleja




    Vamos con otra receta mexicana, en este caso "pozole". Los ingredientes que necesitaremos son:

    - Un cuenco de maiz
    - Un plato de codillo de cerco y otro de cabeza de cerdo, troceados
    - Chiles secos, 8 o 10.
    - Ajo, cebolla, laurel, sal, 4 rábanos, 6 limones, lechuga cortada y oregano.

    - Algo picante, como chile piquín.

    Preparación de la receta:

    Se cuece el maíz en agua con cebolla y ajo. Cuando está casi tierno se le echa la carne de cerno, una vez cocida se trocea un poco más. En ese momento se muelen los chiles y se agregan al pozole junto con laurel al gusto. Cuando el maiz está realmente tierno estará listo para comer.

    Con un poco de maña puedes preparar una receta sencilla y agradable para tu paladar, algo distinto i mistíco.

    Al servir en la mesa puede poner complementos, como los rábanos, la lechuga, la cebolla picada, el oregano, el chile piquín, el limón y las carnes rebanadas.
    Se comerá con tortillas o tostadas por ejemplo.

    ResponderEliminar
  26. Jorge Moraleja



    Vamos con otra receta mexicana, en este caso pozole. Los ingredientes que necesitaremos son:

    - Un cuenco de maiz
    - Un plato de codillo de cerco y otro de cabeza de cerdo, troceados
    - Chiles secos, 8 o 10.
    - Ajo, cebolla, laurel, sal, 4 rábanos, 6 limones, lechuga cortada y oregano.

    - Algo picante, como chile piquín.

    Preparación de la receta:

    Se cuece el maíz en agua con cebolla y ajo. Cuando está casi tierno se le echa la carne de cerno, una vez cocida se trocea un poco más. En ese momento se muelen los chiles y se agregan al pozole junto con laurel al gusto. Cuando el maiz está realmente tierno estará listo para comer.

    Al servir en la mesa puede poner complementos, como los rábanos, la lechuga, la cebolla picada, el oregano, el chile piquín, el limón y las carnes rebanadas.
    Se comerá con tortillas o tostadas por ejemplo.

    Con un poco de maña puedes preparar una receta sencilla y agradable para tu paladar, algo distinto i mistíco.

    ResponderEliminar
  27. Jorge Moraleja ( esta es la buena)




    Vamos con otra receta mexicana, en este caso "pozole". Los ingredientes que necesitaremos son:

    - Un cuenco de maiz
    - Un plato de codillo de cerco y otro de cabeza de cerdo, troceados
    - Chiles secos, 8 o 10.
    - Ajo, cebolla, laurel, sal, 4 rábanos, 6 limones, lechuga cortada y oregano.

    - Algo picante, como chile piquín.

    Preparación de la receta:

    Se cuece el maíz en agua con cebolla y ajo. Cuando está casi tierno se le echa la carne de cerno, una vez cocida se trocea un poco más. En ese momento se muelen los chiles y se agregan al pozole junto con laurel al gusto. Cuando el maiz está realmente tierno estará listo para comer.

    Con un poco de maña puedes preparar una receta sencilla y agradable para tu paladar, algo distinto i mistíco.

    Al servir en la mesa puede poner complementos, como los rábanos, la lechuga, la cebolla picada, el oregano, el chile piquín, el limón y las carnes rebanadas.
    Se comerá con tortillas o tostadas por ejemplo.
    Con un poco de maña puedes preparar una receta sencilla y agradable para tu paladar, algo distinto y mistíco.

    ResponderEliminar
  28. Antes que nada debemos llegar al estado de tener hambre, que no es lo mismo que estar hambriento, cuanta más hambre más apetitosa nos parecerá una comida. Hay varios modos para llegar a ese estado, de los que citaré unos pocos muy útiles para un gran número de gente. Un buen método consiste en no comer nada desde horas antes, otra es hacer ejercicio antes de comer para así tener que repostar en la mesa y, por último, el más placentero de todos: cocinar.

    Ésta última opción tiene sus pros i sus contras, también buenas instrucciones para disfrutar de un buen manjar. Cocinar nos permite valorar la comida de un modo especial, saborearla y apreciarla más; el problema de cocinar es que puede ocurrir que nos parece que tantas horas de trabajo solo sirven para unos minutos de disfrute, ¿escaso?, ¿insuficiente?, no lo creo.

    En el caso que no cocináramos nosotros, el disfrutar de un buen menú tiene como primordial condición, que lo que nos disponemos a comer sea bueno, apetitoso, jugoso, aromático, vistoso… de modo que solo con echar un vistazo al plato nos venga esa necesidad impetuosa de morder, saborear, abalanzarnos al plato que tenemos delante, llevar ese placer comestible a nuestra boca…

    La ultima instrucción que veo pertinente de informar, consiste en: comer en compañía, y así compartir y alargar ese placer que es el comer, e incluso mejorarlo, ya que al juntarlo con el placer de la compañía se convierte en uno de los mejores momentos del día, un momento repetitivo desde que nacemos, aunque del que nunca nos cansamos.

    Una buena mesa consiste en el equilibrio de los elementos aquí nombrados: buena comida, buena bebida, buena compañía, valoración y hambre.

    ResponderEliminar
  29. De primero y tópico, el plato de pasta, en nuestro caso macarrones con sofrito, y nada más fácil que el sofrito para comer bien, barato, y lo más importante: fácil. Como dice mi abuela, que la cebolla parezca mermelada, la cual después habrá de ser dorada en ese tan discutido punto perfecto, posteriormente acompañado del tomate, la carne previamente sazonada y el chorizo que le dará al plato su personalidad especial.
    De segundo, tiramos de lo casero, croquetas de pollo, porque lo que es de toda la vida... ¡Por algo será! Bien preparada la pasta los días anteriores y guardada en nuestro frigorífico, ha llegado su momento estelar de ser redondeada para coger la ya conocida forma, y posteriormente frita para pasar a ser codiciada por todos los comensales.
    Por último, de postre, macedonia de frutas, porqué es fácil, sana y a todo el mundo le gusta.

    ResponderEliminar
  30. Carla Arredondo dice...
    Para mi gusto en un buen menú de primero una ensalada verde, pero no con lechuga normal sino con canónigos que son muy saludables también. Para acompañarlos i darles gusto podemos diferentes ingredientes como queso, aguacates i champiñones.
    Su preparación es muy sencilla.
    Aunque los canónigos suelen venderse en bolsas de plástico ya lavados, se han de lavar en agua antes de preparar la ensalada. Lo colocamos en un recipiente para ensaladas.
    Seguidamente cortamos los aguacates en tiras y colocamos las tiras en el recipiente.
    Luego lavamos muy bien los champiñones y los cortamos en rodajas. Finalmente cortamos unas láminas finas de queso parmesano y las ponemos con el resto de la ensalada
    Para darle el toque final Preparamos el aliño. Mezclamos el aceite, el limón, el ajo picado y la sal y pimienta. Recomendado prepar lo justo antes de servir la, vertimos el aliño y movemos los ingredientes para que el aliño penetre en toda la ensalada.
    Este plato mezcla diferentes texturas, sabores, y es sano un buen inicio de una comida.

    ResponderEliminar
  31. Enric Cullell

    Una buena cena para comer en familia, amigos,... o cenar solo siempre es una pizza, ya que nos gusta a todos o a casi todos y a demás es muy fácil de preparar.
    Los ingredientes son:
    -500 gramos de harina
    -25 gramos de levadura
    -la mitad de un vaso de leche
    -la mitad de un vaso de agua templada
    -una cucharada de aceite
    -una cucharada de azúcar y una sal
    -un tetrabrik de salsa de tomate
    -queso rayado
    -trozos de jamón dulce
    -orégano
    Elaboración:
    Primero de todo tenemos que hacer la base o masa de la pizza y para hacerlo tenemos que seguir los pasos siguientes: Poner la harina en un recipiente con sal, aceite y azúcar. Calentar el medio vaso de leche y diluir la levadura dentro, juntamente con el vaso de agua templada se mezcla con los anteriores ingredientes dentro del recipiente. El siguiente paso es amasarlo con las manos y finalmente cuando ya esté amasada hacemos una especie de esfera con la masa, la ponemos en el recipiente y la tapamos con un trapo y la dejamos reposar durante unos 30 o 40 minutos.
    Cuando tengamos la masa echa la aplastamos con el rodillo dándole una forma redonda, cuadrada o rectangular dependiendo de cómo la queramos, vertimos la salsa de tomate por encima de la masa ya aplastada y le empezamos a poner los ingredientes: primero el jamón dulce, el queso rallado y para finalizar el orégano. Ponemos la pizza en el horno durante 15 minutos y ya está lista para comer. Buen provecho!!

    ResponderEliminar
  32. Una receta muy fácil y sencilla de hacer , y que me encanta que mi padre la prepare es el pollo con coca cola esta delicioso. Primero pones en una olla el pollo , después de haberlo lavado bien , luego se le pone coca cola hasta taparlo completamente y después al estar un poco caliente se le pone una cantidad de ketchup mas o menos comprable a la de coca cola , se deja hervir a fuego medio durante una hora mas o menos y quien quiera puede ponerle pasas .Cuando este mas o menos caliente se le pone algunas hojas de laurel . Se tapa i se deja cocinar durante media hora y después estará listo para comer. A mi personalmente me encanta esta receta y esta buenisima os la aconsejo.

    Camila Sánchez

    ResponderEliminar
  33. Y a quién no le gusta una buena paella? Creo que las paellas que he comido han sido todas con algun que otro gusto distinto, esto es cosa de cada cheff. Ésta es mi receta:
    Los ingredientes para cocinarla son, el aceite, la cebolla, el tomate, pimientos verdes y rojos, sepia, calamares, gambas, escamarlanes,almejas muscluos, salsicha y costilla de cerdo.
    Ahora explicare la preparación:
    Se pone el aceite a la paella, se tiran a trocitos la sepia i el calamar y se tapa. Después se tira la costilla de cerdo y la salsicha. Se mezcla hasta que quede tostadito.
    Seguidamente se sofrien 4 o 5 granos de ajo y se ralla un poco la cebolla, pero no mucha, y el peregil. Luego se añaden un pimiento verde a trocitos y un poco de pimiento rojo. También se le añade un grapadito de guisantes y cuando todo esta bien tostadito se tiran las gambas y los escamarlanes haciendo un sofrito con 3 o 4 tomates rallados, un poco de sal y un poco de azúcar. Se limpian los muscluos. Se tiran dentro de la paella. Se tira una taza de arroz por persona i se sofrie un momento a la paella con un poco de vino blanco y dos cucharones de agua por taza de arroz. Se hierve 20 minutos y luego se pone 5 o 10 minutos al horno. Y así tendremos una buenísima y deliciosa paella de arroz.

    Cristina Borrull

    ResponderEliminar
  34. Alba Arenas

    Para empezar, el menú tiene que contener alimentos naturales, y cocinar de forma tradicional para disfrutar, cómo cuando se come en casa de los abuelos. Primero hay que hacer un pequeño pica-pica, que no te lñlene demasiado, cómo aceitunas, patatas, queso y jamón acompañado de un buen vino. De primer plato, unos buenos macarrones a la bolognesa acompañados de queso rallado hechos con todo el cariño del mundo, y que además gustan a todo el mundo. De segundo plato, no estaria mal comer un poco de carne, como un trozo de filet a la plancha, hecha al punto, para terminar de rellenar el estómago. Y para terminar, el plato que se hace esperar, las postres. Estos, para mi gusto, tienen que ser más lights para bajar todo lo que se ha comido, como un fresas con nata.

    ResponderEliminar
  35. Octavi Gómez Novell20 de febrero de 2011, 16:55

    Primero de todo lavamos el pollo i lo dejamos secar en sal, pimienta i zumo de limón.

    Ponemos el pollo en aceite de oliva a fuego lento. Salteamos las setas con aceite de oliva y les ponemos sal, pimienta y una pizca de perejil.
    Ponemos el pollo en una cazuela con una cebolla grande cortada por la mitad, laurel, canela y cava.
    Dejamos el pollo cociéndose surante una hora. Unos minutos antes de sacar el pollo del fuego, le añadimos las setas y lo dejamos cocer 5 minutos más.

    Es una receta fácil y muy buena para las ocasiones especiales.

    ResponderEliminar
  36. Mi receta ideal es senzilla, a mi no me gustan los lujos ni las cosas complejas. Odio ir a un restaurante y que me sirvan un plato de tres metros de radio con una comida en medio de 2 centímetros. En este sentido, mi comida ideal, es quedarme en casa, hacer fuego y cocer cordero a la brasa, bistec o cualquier otro tipo de carne con una buensa tosatada de pan con tomate. Lo más senzillo posible. Me encantan los días de invierno en los que se come con las brasas encendidas al lado, se habla con la família y en medio de la mesa està lleno de platos con pan y toda clase de embutidos. Prefiero esto, mil veces más, una cena sencilla y humilde, a una cena de lujo en un restaurante de cinco estrellas. En estos sitios me agovio, no estoy en mi ambiente, no como cómo me gusta, paso hambre porque dan comida a miserias, y encima me vacían los bolsillos. No, grácias, ME QUEDO EN CASA!

    ResponderEliminar
  37. Jordi Puigdomenech Cairol

    Que mejor que una paella mixta (carne - pescado) para seis personas, esa receta quizá hay alguien que no le gusta pero normalmente a quien le gusta le gusta mucho, vamos a comenzar, sola haremos un plato porque ya ay bastante. Para empezar, haremos el caldo con las espinas de varios pescados, básicamente de rape i merluza, medio pescado, dos cebollas, dos zanahorias, i dos litros de agua. Una vez vemos que ya está al punto lo sacamos del fuego i lo dejamos a parte con una gran olla. Seguidamente haremos 3 sofritos, con tres sartenes, una para la verdura otra para la carne i otra para el pescado. En la sartén de la verdura, cogemos la cebolla, la cortamos la tiramos en la sartén, i cuando vemos que ya coge un color dorado, tiramos un poco de ajo y perejil, para dar gusto i rápidamente el tomate troceado. I cuando el tomate ya está hecho, sacamos la sartén i lo juntamos con el caldo. En la sartén de la carne solo salteamos un poco la costilla de cerdo i la juntamos con el caldo. I en la sartén del pescado, le tiramos las gambas, la sipia, los mejillones i los calamares cortados a cuadritos, i cuando vemos que ya empieza a dar color, también lo juntaremos con el caldo.
    Ahora ya cogeremos una paella grande le tiramos todo el caldo con los sofritos, y lo calentaremos en el fuego, mientras el horno se calienta a unos 200 grados aproximadamente. En la paella tiraremos 600 gramos de arroz, cuando empieza a coger color, ponemos el caldo esperamos unos cinco minutos i cuando empieza a hervir, probamos si está bien de gusto i lo ponemos al horno unos 20 minutos aproximadamente. I ya tendremos el primer plato.
    Eso lo podremos acompañar con un delicioso postre como una tarta de poma acompañada con una bola de helado de chocolate.

    ResponderEliminar
  38. Yo, en un almuerzo, apostaría por un plato de pasta de primero. Un buen plato de tallarines con salsa de tomate y queso parmesano, que quite un poco la gula pero dejando sitio en el estómago para el segundo.
    Despúes de saborear y disfrutar el primero, pasamos al segundo plato. Yo apostaría por un solomillo a la pimienta, de esos que rebosan por los bordes del plato, con patatas fritas. Todo esto acompañado por un buen Somontano, de cualquier añada ya que todas son exquisitas.
    Y de postre, un buen bizcocho de anís, la receta del cual no es complicada y está riquísimo. Y para acabar con la cena, un café con leche y, si se tercía, un chupito de un buen whisky escocés. Bon appetit!

    ResponderEliminar
  39. No hay nada mejor que una comida tradicional y de fácil prearado.
    Para empezar un buen arrós a la cubana con su salsita de tomate y sus huevos fritos encima, a los que untaremos con el pan y nos comeremos sabrosamente o sino también podemos mezclarlo todo que queda extraordináriamente bueno.
    De segundo ni más ni menos que un buen bistec a la plancha con sus patatas fritas. Y si se desea, pondremos también salsa roquefort, que nos da un gusto exquisito al mezclarlo todo con ella.
    Y para terminar, creo que no hay nada más agradable y suculento que un buen crep de chocolate caliente y azúcar por encima.
    Mmmmm.. riquísimo!


    Blai Pineda

    ResponderEliminar
  40. Entrar a la cocina y encontrarse con una buena ensalada de pasta hecha por mi madre no hay nada que lo mejore. No se si lo he dicho antes, pero el ingrediente principal es la pasta, en forma de lazos, largos como medio dedo y de colores diferentes, seguro que todos saben cuál es. Pero lo que le diferencia del resto no es al pasta, sino su complementación. A esta pasta se le pone ingredientes complementarios para darle un sabor y una textura que no podrás resistirte. Algunas aceitunas, cuatro nueces por encima, queso fresco cortado en puequeños cubos, unas pipas peladas entremedio y unos buenos espárragos navarreses para cerrar un ciclo de sabores que le dan al plato un nivel superior a los demás. La llave que cierra el plato y lo deja listo puede ser muy comun en las casas, pero sólo uno puede hacerlo, el aceite de oliva de Borges. No hace falta decir nada más, que aproveche!

    Albert Orero

    ResponderEliminar
  41. Debemos aprovechar nuestra dieta mediterránea. Mi menú ideal, es de primero, una buena ensalada con lechuga, tomate, queso, olivas negras y un poco de atún acompañada con un poco de aceite de oliva virgen y un poco de sal. De segundo plato, arroz con queso, es decir, hervimos el arroz y una vez hecho le ponemos queso rallado por encima, lo ponemos al microondas para que se desaga el queso, lo sacamos y otro plato delicioso para comer. Y como no, un buen postre, una buena tarta de queso con arándanos, con queso fresco, una mermelada de arándanos por encima y porqué no, unos cuantos arándanos para dar el toque. A comer!

    ResponderEliminar
  42. Da igual que sea invierno o verano esta receta sirve para haga el tiempo que haga, es fácil de hacer i además es de las más apetecibles en tiempos grises y depresivos, al menos a mi me ayuda a aumentar el ánimo un poco de helado y chocolate a la vez!. Lo primero es mezclar un huevo, con medio vaso de harina y medio de leche, añadiendo una pizca de azúcar. Seguidamente se debe echar la mezcla en la sartén i veréis como queda una masa fina de crepe. Cuando este cocida le untamos chocolate fundido, o bien nutela o nocilla, luego abrimos el cajón del congelador donde encontraremos un helado Haggen Dush de macadamia, (que habremos comprado previamente en cualquier super) y por ultimo lo servimos seguidamente encima del crepe y listo!! Listo para comer, disfrutar, y animarse de lo delicioso que esta!

    ResponderEliminar
  43. Para mí el menú perfecto para estos días de invierno es: de primer plato una sopa con caldo de verduras y pollo con pasta bien buena y muy caliente para escalfar el cuerpo de la fría calle. De segundo plato un gran plato de pastel de carne picada con sofrito de tomate, cebolla, y pimientos y finalmente recubierto de una gruesa capa de puré de patatas y por encima de todo aceitunas, anchoas y pimientos asados.
    Por último, y no por eso menos importante, el postre que, personalmente, para mi es esencial. Yo pondría una buena cuajada casera con miel para acabar la comida con un toque muy dulce y especial.

    ResponderEliminar
  44. Para mí el menú perfecto para estos días de invierno es: de primer plato, una sopa con caldo de verduras y pollo y con pasta bien buena y muy caliente para escalfar el cuerpo de la fría calle. De segundo plato, un gran pastel de carne picada con sofrito de tomate, cebolla y pimientos y finalmente recubierto de una gruesa capa de puré de patatas. Por encima de todo aceitunas, anchoas y pimientos asados.
    Por último, y no por eso menos importante, el postre que, personalmente, para mi es esencial. Yo pondría una buena cuajada casera con miel para acabar la comida con un toque muy dulce y especial.

    ResponderEliminar
  45. Creo que lo más importante para cualquier tipo de alimento es que debe ser sano. ¿Por qué comer algo que te hace daño? La siguiente cosa importante es el placer de degustar aquel alimento i creo que las más deliciosas comidas son las tradicionales. Nada se puede comparar con un plato hecho por tus abuelos al campo, con los alimentos recogidas del jardín, la leche de vacas criadas por ellos o con los huevos de gallina de corral; sin productos químicos, colorantes y otras tonterías. Además de su comida tradicional es saludable y deliciosa, se siente el sabor de todos los alimentos naturales que hacen esta comida, a diferencia de un bocadillo que lo haces corriendo i que hace daño al salud. Consejo: Comes tradicionalmente para ser sano i para degustar alimentos naturales.

    Vintu Stefan-Silviu

    ResponderEliminar
  46. Yurena Rodriguez5 de mayo de 2011, 19:43

    yo creo, que un menú podria estar basado en: un primer plato con arroz tres delicias casero, hirviendo el arroz y los guisantes con un par de dientes de ajo, laurel, sal, aceite y una pizca de pimienta, mientras éste hierve, prepararemos en un cuenco tacos de jamón dulce y queso, cuando el arroz esté bien hecho, lo escurriremos y lo mezclaremos con lo del cuneco, luego lo pondremos en una sartén y le añadiremos un huevo por cada 2 personas y lo removeremos bien y rapidamente para que todo el arroz tenga huevo; para el segundo plato escogeria unos espárragos y gambas a la plancha con mayonesa; y de postre escogeria una copa de panacota con sirope de fresa o chocolate.

    ResponderEliminar
  47. Yurena Rodriguez me gusto el menu

    ResponderEliminar
  48. Debemos aprovechar nuestra dieta mediterránea. Mi menú ideal, es de primero, una buena ensalada con lechuga, tomate, queso, olivas negras y un poco de atún acompañada con un poco de aceite de oliva virgen y un poco de sal. y luego mucho pollo,.

    ResponderEliminar

Escribe con respeto lo que opines o sientas. Antes de enviar tu escrito repásalo y evita las faltas de ortografía. Gracias.

literaturaylengua.com Headline Animator

LA REDACCIÓN CON LOS BLOGS